Vuelven los atropellos con Carmageddon: Crashers para Android

Estándar



Carmageddon fue uno de esos juegos que marcó una época, a través de un concepto de juego único en el que la violencia y la sangre eran sus principales alicientes. La experiencia de Carmageddon original ya hace tiempo que llegó a dispositivos móviles pero hoy es noticia la llegada de una nueva entrega con una mecánica ligeramente diferente, se trata de Carmageddon: Crashers.

Vuelven los atropellos con Carmageddon: Crashers para Android

Los estudios encargados del desarrollo de Carmageddon Crashers son los ya habituales Stainless Games. Han empleado como motor del juego Unity y ya os puedo adelantar que el aspecto gráfico está bien logrado aunque tampoco es nada excepcional.

Tratar de mantener viva una saga como Carmageddon en dispositivos móviles no es tarea fácil, ya que hay que innovar y arriesgar con cada entrega. En esta nueva entrega seguimos teniendo presentes la violencia, los atropellos y la sangre, por lo que no es un juego apto para niños.

Descarga Carmageddon: Crashers y acelera hasta estrellarte.

Se introduce una nueva mecánica de juego en la que deberemos estrellarnos contra otro vehículo a toda velocidad. Personalmente me ha parecido más monótono con esta nueva mecánica, pero también es cierto que simplifica los controles mejorando la experiencia en móviles.

Puedes descargar Carmageddon Crashers desde el siguiente enlace:

Acelera todo lo que puedas y estréllate contra tu adversario.

Como el objetivo es chocar frontalmente contra nuestro adversario, durante la etapa en la que cogemos velocidad debemos realizar todos los cambios de marcha en el momento justo. También tenemos que arrancar de forma correcta, manteniendo la aguja del velocímetro en la franja verde.

Si conseguimos arrancar correctamente y cambiar de marcha en el momento adecuado, ganaremos más velocidad y por lo tanto mayor potencia de choque. El vehículo que consiga una mayor potencia de choque será quien gane la partida.



Obviamente el juego empieza con un pequeño tutorial para enseñarnos todas estas cosas, pero con un poco de práctica ya dominareis todos los aspectos.

Los atropellos siguen presentes en Carmageddon Crashers.

Una saga como Carmageddon no puede renunciar a algo que lo representa, los atropellos, por eso se mantienen en esta saga. Durante la etapa en la que cogemos velocidad, podemos movernos entre los diferentes carriles de la carretera para atropellar a los peatones y conseguir así bonificaciones de dinero.

Cuando giramos para invadir un carril de la carretera, el vehículo vuelve automáticamente al carril central, por ello si queremos atropellar a los peatones, debemos medir muy bien cuando hacemos cada cambio de carril.

Aspecto gráfico, musical y experiencia de juego.

Personalmente me encanta la estética de la saga, donde nos rodea un mundo lleno de violencia. Los gráfico están en tres dimensiones y los vehículos son diseños de lo más original. Debido a la simpleza de las pistas, los gráficos se quedan en un segundo plano a pesar de tener un gran potencial con el diseño de los vehículos.

Para acompañar nuestras partidas tenemos una música dura que aumentará la adrenalina durante las carreras. La interfaz del juego es amigable y está bien diseñada, pero no me ha gustado que en cada transición del menú haya un tiempo de carga. Esto termina haciéndose tedioso y aburrido.

Conclusiones finales sobre Carmageddon: Crashers.

Personalmente es un juego al que le daría una oportunidad si te gusta la saga, pero no me he encontrado con un juego adictivo, sino más bien monótono y rutinario.

Cada vez que participamos en una carrera, nuestro vehículo se daña. Cuando el nivel de energía llega a cero o lo reparamos parcialmente viendo un anuncio o tendremos que esperar. También podemos reparar el vehículo totalmente de forma instantánea con 40 de oro, pero el oro se consigue mediante los pagos dentro de la app.

Cuando llevas unas pocas partidas ya te das cuenta de que en Carmageddon: Crashers todo está diseñado para motivar los pagos dentro de la app, aun así, si eres fan de la saga puede que te guste.







Dejar un comentario